En Chile:

Hombre detenido por amenazar a Nabila Rifo fue considerado sospechoso en 2016

Carabineros de la Primera Comisaría de Coyhaique lograron este jueves la detención de un sujeto que habría amenazado de muerte a Nabila Rifo, la misma que fue víctima de una brutal agresión que provocó la pérdida de sus globos oculares en 2016.

“A eso de las 10:30 de la mañana, personal de nuestra unidad concurrió a la vivienda de Nabila Rifo y se acoge la denuncia de su propia versión, donde señala que una persona, identificada como Miguel Rubio (62 años), ingresó a su domicilio sin autorización para realizarle ofrecimientos que ella rechazó, tras lo que él la amenazó con arma blanca en el cuello”, dijo el mayor Alejandro Morgenstern a Diario Aysén.

El hombre estuvo en el radar de la Fiscalía cuando declaró en la causa ligada al primer atentado a Rifo, donde resultó condenado su ex conviviente, Mauricio Ortega, a 18 años de prisión efectiva.

Rubio, de acuerdo a su propia versión, conoció a Rifo al interior de un local nocturno en 2011, manteniendo ambos una relación sentimental que perduró hasta 2016.

“Yo ayudé mucho a Nabila, dándole apoyo, ya que ella me contaba sus problemas, además de ayudarla con dinero a ella y su familia”, indicó en presencia de Carabineros y el entonces fiscal regional de Aysén, Pedro Salgado, como expresan documentos obtenidos por Verdad Ahora.

En cuanto a la relación de la mujer con Ortega, el testigo señaló que “ella me decía que siempre peleaba con él… era agresivo, prepotente… yo le decía que lo mejor que podía hacer ella era separarse”.

Respecto a su paradero la noche del viernes 13 de mayo, cuando Nabila sufrió la extracción de sus ojos, Rubio confesó haber compartido con ella el jueves y que al día siguiente estuvo en su casa acompañado por un amigo.

Para confirmar esta coartada, el Ministerio Público solicitó interrogar al supuesto acompañante de Rubio, diligencia que fue concretada por la SIP de Carabineros ante el fiscal jefe Luis González. “Hago presente que en el mes de mayo, Miguel me estuvo dando alojamiento en su casa… asimismo estuve trabajando con él, en su taller de electricidad”, manifestó el declarante.

“El día viernes 13 de mayo del presente año, después del trabajo, yo y Miguel nos fuimos a la casa, llegando alrededor de las 19:00 horas al inmueble. Luego de unas horas nos fuimos a descansar. Posteriormente, al día siguiente, siendo alrededor de las 09:00 horas, nos fuimos en el automóvil de Miguel al trabajo, ubicado en calle Sargento Aldea. En momentos que nos desplazábamos por calle Lautaro, específicamente por el exterior de la casa de Nabila, yo le digo a Miguel que al parecer había ocurrido algo con su polola, en tono de broma”, agregó.

Sobre el punto, precisó que “no estábamos seguros, ya que había personal de Carabineros, no tomamos atención, nos fuimos al trabajo. Luego, siendo alrededor del mediodía en el taller, la gente comentaba que en calle Lautaro habían golpeado a una mujer, enterándonos que se trataba de Nabila”.

“Siendo alrededor de las 13:00 horas, yo y Miguel cerramos el taller y nos fuimos a la casa. Miguel estaba muy mal, preocupado ya que no sabía cómo se encontraba Nabila. Ese día nos quedamos en la casa viendo las noticias”, concluyó.