En Chile:

Organización ambiental del Alto Maule protestó contra inclusión de Enel en circuito patrimonial

Molestia generó en el movimiento Defensores del Alto Maule que el Consejo de Monumentos Nacionales incluyera dentro del circuito del Día del Patrimonio, fijado para el 28 de mayo, a la empresa Enel Generación Chile (ex Endesa), recientemente acusada de infringir la normativa ambiental.

A través de un boletín, la firma de capitales europeos informó a sus trabajadores que el Ministerio de Bienes Nacionales incorporó “la historia y patrimonio de su central hidroeléctrica Cipreses” en la ruta de actividades, “como una instancia ciudadana de celebración y reflexión en torno a las diferentes dimensiones de la herencia cultural de Chile”.

La instalación, que opera en la Región del Maule desde 1955, fue descrita en el texto como “una de las más antiguas de la compañía y la primera en la cuenca del Maule”.

El vocero de la agrupación ambientalista que se opone al proyecto Los Cóndores de la ex Endesa, Francisco Pulgar, expresó sorpresa ante el anuncio.

Ello, tomando en cuenta que en abril la Superintendencia del Medioambiente (SMA) formuló cargos contra Los Cóndores al constatar que liberó desechos tóxicos en el río Maule sin notificar el incidente a las autoridades competentes y efectuó modificaciones no autorizadas a su RCA.

“Con los últimos eventos, claramente nuestra agrupación rechaza este nombramiento, atendiendo a que la empresa Endesa, actual Enel, ha depredado la cuenca del Alto Maule, destruyendo todo lo que es flora y fauna. En el último tiempo, nuestras preocupaciones se han dado a conocer y hemos denunciado estos hechos, la contaminación no solo del río Maule sino del arroyo Lo Aguirre y sectores turísticos como la Cascada Invertida”, señaló Pulgar a El Ciudadano.

El también perito criminalista indicó que “lamentablemente, tenemos una autoridad regional que ha sido totalmente indolente. Entonces nos sentimos, más allá de rechazar este nombramiento, desamparados, porque vemos que el gobierno prácticamente ha hecho oídos sordos… Esto es claramente para lavar la imagen de la empresa”.

Pulgar expuso que el texto de Enel, que alude a su presunto valor patrimonial, deja fuera los recuerdos de un sector de la clase obrera “que vivía fuera de la central Cipreses, que era la mano de obra más barata, la que fue más estigmatizada y discriminada”.

“De hecho, yo puedo dar cuenta con argumentos, de familiares que lograron estudiar en la escuela de Cipreses y eran sometidos a vejámenes, siendo revisados para ver si se robaban algo y apartados de los niños que vivían en la central”, explicó.