En Chile:

Líder mapuche Aucan Huilcaman critica nombramiento de Bachelet en la ONU

Rechazo ha generado en el mundo mapuche la designación de la ex presidenta Michelle Bachelet como Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Días antes de que se confirmara, el werkén del Consejo de Todas las Tierras, Aucan Huilcaman, señaló que el anuncio provocaba alta preocupación “considerando que durante su mandato se cometieron un conjunto de violaciones a los derechos humanos, como es la militarización del territorio mapuche y específicamente la Operación Huracán”, donde a juicio de la Fiscalía se intentó acusar con pruebas falsas a comuneros.

Esta semana se conoció además que el ex general director de Carabineros Bruno Villalobos -otrora guardaespaldas de la ex mandataria y que fue nombrado por ésta en el mando de la policía- utilizó a la unidad de inteligencia involucrada en el caso Huracán para determinar quién publicaba noticias en contra de la familia Bachelet saltándose toda la línea de mando.

WhatsApp revelados por La Tercera muestran “por ejemplo, una conversación del 4 de abril de 2017, que figura con una diferencia horaria de dos horas más que el diálogo real, en que Villalobos le consulta al mayor (Patricio Marín, de la UIOE de Temuco) dónde pueden reunirse en Santiago y en el que posteriormente le hace una solicitud para que… investigue de dónde salió una noticia falsa sobre la hija menor de Bachelet”.

En opinión de Huilcaman, la operación que hoy tiene en prisión preventiva al ex jefe de la inteligencia uniformada Gonzalo Blu y al inventor del cuestionado sistema Antorcha, Alex Smith, “es un acto contrario a derecho”, ya que comprometió “a toda la institucionalidad del Estado para actuar en contra de los dirigentes, criminalizar y ensuciar la legítima causa mapuche”, abordó en un video grabado en julio desde Ginebra.

“Incluso – agregó- comprometieron la soberanía del país, realizando (el entonces subsecretario Mahmud Aleuy) una reunión con la ministra de Seguridad e Interior de Argentina porque supuestamente había tráfico de armas”, arista que formaba parte de la fallida Operación Andes.

“Esto se condice con los propósitos de la señora ex presidenta cuando ella perdón al pueblo mapuche. No era un perdón sincero ni comprometido con los derechos humanos, sino un perdón sin efecto alguno pero con grandes propósitos personales para alcanzar este puesto de Alto Comisionado”, sugirió.

Acto que dejaría en claro que “la situación lamentable de opresión, de colonialismo y domesticación de los mapuche y violación de sus derechos sirve para los gobernantes, para mantener el status quo y no resolver y no alcanzar la paz en La Araucanía que verdaderamente anhelamos los mapuche”.

Huilcamán también criticó el envío tardío al Congreso del proyecto de reconocimiento constitucional para los mapuche, el cual calificó de “irrisorio”.

A la presidenta de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP), Alicia Lira, tampoco le pareció apropiado el cargo de Bachelet en la ONU, pues “quedó en deuda en temas tan fundamentales como el proyecto de ley para la degradación militar de los uniformados involucrados en crímenes de lesa humanidad y la promesa incumplida sobre el cierre del penal Punta Peuco”.

“Gracias a la nula voluntad política de los gobiernos, incluyendo los dos períodos de la ex Presidenta, los crímenes cometidos en dictadura se siguen juzgando como delitos comunes, por eso para nosotros parece impresentable. Más decepcionadas aún estamos, porque no tiene ni un grado de autocrítica de lo que no hizo en su período y menos será un aporte para el país estando en el cargo designado en Naciones Unidas”, comentó a Radio Universidad de Chile.