En Chile:

Obispo de Talca se niega a aclarar vínculos con Karadima

En el marco de las denuncias por abuso sexual que han remecido a la Iglesia Católica, el obispo de Talca, Horacio Valenzuela, no quiso hablar este miércoles con la prensa apostada a las afueras del seminario Rauquén de Curicó, donde se efectuaba un cónclave con miembros de la diócesis.

Consultado por un eventual encubrimiento de Valenzuela al cura Fernando Karadima, el vicario general Mario Molina explicó que el religioso estaba “un poco cansado y prefiere en este momento no tener que dar declaraciones”, publicó el diario La Prensa.

Molina aseguró que la autoridad eclesiástica está cansada de repetir “una y otra vez” que él nunca supo los delitos que cometía el suspendido sacerdote de la Iglesia El Bosque. “Él se desayunó después que condenaron a Karadima”, afirmó, cuestionando a los grupos de laicos que han pedido la renuncia de Valenzuela.

El vocero confirmó que el cura de Villa Prat, Sergio Díaz, no acudió a la reunión, desconociendo los motivos. Previamente, Díaz acusó de manera pública a Ricardo Ezzati, a los obispos del Maule y al nuncio apostólico de “encubrir” actos pederastas.

“Estoy molesto y dolido con toda la jerarquía de la Iglesia, por todo lo que ha pasado. Yo trabajo en todo Chile y una vez supe que un cura violó a varios chiquillos. Esa vez, hablamos con el nuncio apostólico (Ivo) Scapolo”, reveló Díaz.

Agregó que “después de un año le entregamos todo lo que la Iglesia nos pide en la nunciatura y (Scapolo) me dio una cita (…) fue en Santiago. Llegamos lloviendo, con frío, y me dice que no nos va a recibir, que no era por mí, era por los chiquillos que iban conmigo. Cómo no voy a estar herido, si el Papa confía en este nuncio, o confiaba plenamente”.

Las declaraciones motivaron el desarrollo de una investigación de oficio del Ministerio Público a petición del fiscal regional Mauricio Richards.

POSTS POPULARES