En Chile:

General Cienfuegos niega presiones por supuesta alteración de muestras de ADN de Jorge Matute Johns

El ex general director de Carabineros, Alberto Cienfuegos, descartó haber recibido presiones para modificar el procedimiento por el cual se enviaron a Estados Unidos las supuestas muestras de sangre de Jorge Matute Johns, extraídas desde el sótano de la discoteque “La Cucaracha” a finales de 2001.

Los comentarios fueron emitidos el martes pasado en el programa “Mentiras Verdaderas” de La Red, durante una discusión sobre la libertad de Claudio Spiniak en la que Cienfuegos también negó cualquier presión eventualmente recibida durante la investigación contra el empresario pederasta.

“A mí me tocó ir a declarar hace unos tres años por una querella que interpuso el ex ministro (José Miguel) Insulza en contra de un hermano de los que inicialmente fueron involucrados en el caso Matute”, dijo Cienfuegos. “Ni en ese caso, ni el caso de Spiniak ni ningún caso… yo recibí presiones”.

General Cienfuegos y periodista Claudia Molina discuten el caso Spiniak

El ex jefe máximo de la policía uniformada recordó así el proceso llevado en contra de Cristian Araos, hermano de uno de los imputados absueltos en el caso Matute Johns, luego que éste acusara al secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, de integrar una red de protección del narcotráfico que estaría ocultando presuntas actividades ilícitas al interior de “La Cucaracha”, el demolido local nocturno regentado por Bruno Betanzo.

Producto de explosivas declaraciones a la Revista Nos en 2009, Insulza se querelló por injurias contra Araos, abriendo paso a un juicio oral en el cual desfilaron prominentes figuras como Cienfuegos. En dicha oportunidad, la defensa de Araos cuestionó al ex director de Carabineros por el envío irregular a EE.UU. de tres muestras de plasma sanguíneo tomadas en el subterráneo de “La Cucaracha” por el mayor Andrés Ovalle y la perito bioquímica Shirley Villouta.

En enero de 2002, pese a que Ovalle y Villouta estaban preparados para viajar a Washington D.C. donde las muestras de ADN serían periciadas por el FBI, un oficio emitido por el general de Carabineros Juan Cid Ortega solicitó modificar el procedimiento para que la evidencia pasara, inexplicablemente, por tres manos distintas, a sugerencia del “Jefe de Gabinete del Sr. Ministro de Justicia”.

Cuando el informe del FBI llegó de vuelta a Chile, los medios informaron que “las muestras no sólo no corresponden a Matute, sino que ni siquiera existen en ellas la posibilidad de aislar su núcleo celular para obtener el ADN. (…) Se subentiende que no se trataría de sangre ni muestras orgánicas y bien podría ser pintura u otra sustancia química”.

Convencido de que la evidencia era sangre y no pintura, Ovalle fue rápidamente marginado de la investigación por la desaparición de Matute. Una suerte similar corrió la bioquímica Shirley Villouta al ser despedida de Carabineros en 2003 por “desempeño deficiente”, pese a estar calificada en Lista 1, es decir, con una evaluación sobresaliente.

“Estaba de vacaciones… no estaba ese día”, respondió el general Cienfuegos a las preguntas del abogado de Araos en enero de 2011, cuando se le consultó por este extraño procedimiento. “La verdad es que ignoro cómo se llegó al Ministerio de Justicia”.

General Cienfuegos declara en juicio Insulza vs. Araos

  • Anónimo

    Aquí hay algo raro o.O

POSTS POPULARES